skip to main content

Public Health - Seattle & King County

La influenza ("gripe") y la vacuna contra la influenza

¿QUÉ ES LA INFLUENZA O "GRIPE"?

La influenza o "gripe" es una enfermedad respiratoria contagiosa causada por un virus. Las principales complicaciones serias de la influenza son la neumonía y el empeoramiento de los problemas crónicos de salud.

¿CÓMO SE TRANSMITE LA GRIPE?
  • La gripe se transmite de persona a persona, principalmente por medio de las "secreciones respiratorias" o por microgotas (tales como esputo, saliva y mucosidad) que contienen el virus de la gripe y se propagan cuando las personas infectadas tosen o estornudan.
  • Estas microgotas pueden caer en la boca, nariz y garganta de las personas que se encuentran cerca (a una distancia de 3 a 6 pies) de la persona enferma.
  • La gripe también se puede transmitir por contacto con las secreciones respiratorias infecciosas que se encuentran en las manos de una persona infectada y en otros objetos y superficies.
¿QUÉ OCURRE CUANDO SE CONTRAE GRIPE?

Las personas con gripe se sienten "completamente enfermas". Los síntomas típicos incluyen:

  • Fiebre, escalofríos, debilidad, pérdida del apetito y dolor de cabeza, espalda, brazos y piernas.
  • Puede ser que se produzca dolor de garganta, tos, náusea y ardor en los ojos.
  • La fiebre (la temperatura podría subir a 104° F o 40 ° C) y otros síntomas graves de la gripe usualmente duran de 3 a 7 días, pero las personas pueden sentirse cansadas y débiles durante varios días.
  • Puede haber náusea, vómitos y diarrea en bebés y niños.
  • Las complicaciones incluyen deshidratación, neumonía y el empeoramiento de otros problemas de salud como asma, bronquitis, enfermedades cardiacas y diabetes.
¿SE CONSIDERA QUE LA GRIPE ES UNA ENFERMEDAD GRAVE?
  • Para los niños y adultos saludables, la influenza es normalmente una enfermedad moderadamente grave.
  • Para los niños menores de un año de edad y todas las personas que tienen problemas de salud crónicos tales como diabetes, asma, problemas del corazón o los pulmones, la influenza puede ser muy severa, puede provocar la hospitalización y hasta la muerte. Se considera que estas personas están en alto riesgo de padecer complicaciones graves por la influenza.
¿CÓMO SE EVITA LA GRIPE Y SUS COMPLICACIONES?
  • La mejor manera de evitar la gripe es vacunarse. La vacunación ayuda al sistema inmunológico del organismo a combatir los virus de la influenza.
  • Lavarse las manos con frecuencia o utilizar un desinfectante para las manos a base de alcohol y cubrirse la boca y la nariz al toser.
  • Evitar el contacto cercano con otras personas que se encuentran enfermas.
  • Quedarse en casa, no ir a trabajar ni a la escuela si tiene fiebre y tos.
¿CÓMO SE TRATA LA GRIPE Y SUS COMPLICACIONES?
  • Comuníquese con su proveedor de atención médica si tiene fiebre alta u otros síntomas graves.
  • Para una gripe sin complicaciones, su proveedor de atención médica probablemente le recomendará beber líquidos y descansar en casa.
  • Un proveedor de atención médica puede recetar medicamentos antivirales para tratar la influenza y evitar complicaciones en las personas de alto riesgo, pero se deben administrar al principio de la infección, normalmente en un plazo de 48 horas.
  • También se pueden recetar medicamentos antivirales para prevenir la infección de personas que han estado expuestas a la gripe.
  • Los antibióticos no son efectivos contra la gripe.
¿QUIÉNES DEBERÍAN RECIBIR LA VACUNA CONTRA LA GRIPE?

Se recomienda la vacunación para las personas con alto riesgo de contraer infecciones graves de influenza Y para aquellas que pueden transmitir la gripe a las personas en alto riesgo, incluyendo a:

  • Todos los niños de 6 a 59 meses de edad.
  • Todas las personas mayores de 50 años de edad.
  • Las mujeres que estarán embarazadas durante la temporada de influenza.
  • Los adultos y niños con afecciones médicas crónicas, tales como enfermedades cardiacas, enfermedad pulmonar (incluyendo el asma), enfermedad renal o diabetes.
  • Los niños y adolescentes de 6 meses a 18 años de edad que están recibiendo terapia de aspirina a largo plazo, para evitar el síndrome de Reye.
  • Las personas con ciertos trastornos musculares o nerviosos (tales como trastornos convulsivos o parálisis cerebral grave) que pueden inducir a problemas respiratorios o de deglución, o a debilitar su habilidad para toser.
  • Las personas con el sistema inmunológico debilitado debido a VIH/SIDA u otras enfermedades que afectan el sistema inmunológico, tratamientos de largo plazo con medicamentos tales como esteroides o tratamiento contra el cáncer con rayos X o medicamentos.
  • Los residentes en clínicas de convalecencia u otros establecimientos de atención a largo plazo.
  • El personal de atención médica.
  • Contactos saludables en el grupo familiar (incluyendo niños) y proveedores de cuidado de niños menores de 5 años de edad y de adultos mayores de 50 años de edad, especialmente las personas que tienen contacto con niños menores de 6 meses de edad.
  • Contactos saludables en el grupo familiar (incluyendo niños) y proveedores de cuidado de personas con afecciones médicas que aumentan el riesgo de complicaciones graves a causa de la influenza.
  • Todas las personas, incluyendo niños de edad escolar, que desean reducir el riesgo de contraer influenza o de transmitirla a otras personas.
¿ES SEGURA LA VACUNA CONTRA LA GRIPE?
  • Sí. La mayoría de personas no presenta reacción a la vacuna o presenta una reacción leve, que mejora en 1 o 2 días.
  • Es posible que una de cada cuatro personas tenga leve inflamación, enrojecimiento o sensibilidad en el área donde se administró la vacuna.
  • Las personas que reciben la vacuna por atomización nasal pueden experimentar secreción nasal, congestión nasal e irritación de garganta.
  • Las reacciones graves son extremadamente raras.
¿QUÉ TIPOS DE VACUNAS EXISTEN?

Existen dos tipos de vacuna contra la gripe: una inyección y un aerosol nasal.

  • La inyección se puede administrar a cualquier persona mayor de 6 meses de edad. Es la mejor opción para las mujeres embarazadas y aquellas personas con afecciones médicas crónicas que aumentan su riesgo de padecer gripe grave.
  • La vacuna nasal contra la gripe (LAIV o "Flumist") es una buena opción para proteger a las personas saludables con edades entre 2 y 49 años.
  • Los siguientes grupos NO deben recibir la vacuna contra la gripe por atomización nasal:
    • Personas con enfermedad cardiaca o pulmonar crónica, como asma o enfermedad reactiva de las vías respiratorias
    • Personas con afecciones médicas como diabetes o insuficiencia renal
    • Personas con enfermedades que debilitan el sistema inmunológico que toman medicamentos que lo debilitan
    • Mujeres embarazadas
    • Niños entre 2 y 5 años de edad con silbidos recurrentes en el pecho
  • No se contrae la gripe por la vacuna contra la gripe
  • Para obtener más información acerca de la vacuna de la influenza o la vacuna nasal contra la gripe consulte:
¿PUEDE CONTRAER LA GRIPE EL PRÓXIMO AÑO SI LA CONTRAJO ESTE AÑO?
  • Sí, porque los virus de la influenza cambian cada año y el sistema inmunológico del organismo no puede prevenir las infecciones causadas por los virus que han cambiado. Por esta razón es importante vacunarse cada año.
  • Cada año, se desarrollan nuevas vacunas que protegen contra los tipos de influenza que se espera causen la enfermedad ese año.
  • Las vacunas contra la gripe protegen contra 3 tipos de influenza, dos de influenza A y uno de influenza B.

For King County health care providers:

  • Novel and untypable strains of influenza and influenza-associated deaths are notifiable conditions in King County. Please see disease reporting requirements.